Uncategorized

¡Buongiourno, corazoncitos!

Publicado el

Una de las cosas que agradezco del colegio donde estudié la Secundaria es que nos “obligaban” a hacer labor social. Y digo “nos obligaban” porque cuando una es adolescente, a todo le pone el signo negativo y por qué, por qué, por qué tengo que hacer eso, miss. El famoso curso “CAS” (Creatividad, Acción y Servicio) metió en mi cajón un arsenal de anécdotas que ya les iré contando. Pero hoy me quedaré con una: mis días en el Hospital del Niño.

Yo vivía a pocas cuadras de allí, pero nunca había entrado. El día llegó, nada más y nada menos que a la zona de niños quemados. Uf. Ahorita diría que no podría soportar la pena de verlos, tan inocentes, tan pequeños y con tremendo sufrimiento… Sufrimiento que nunca mostraron; con sus vendas bien puestecitas reían, jugaban; las enfermeras los trataban como si nada pasara y así olvidaban el dolor que seguro sentirían durante las curaciones.

Estar con ellos era una delicia, aunque ahora que soy mamá, abro los ojos al otro lado de la realidad: los papás de estos angelitos, de los de todos los pabellones. ¡Qué duro es ver a tu hijo enfermo! Y más aún cuando no se tienen recursos, cuando llega el invierno y no los puedes abrigar, o cuando se gasta una venda y no hay dinero para una nueva…

Por eso, les transmito el mensaje de Buongiorno Principessa, una marca independiente de ropa de bebés y niños que está recaudando cositas para el Hospital del Niño:

Principessas y clientitos:
Durante un mes vamos a juntar donaciones para el Hospital del Niño (área de Cardiología). Si tienen juguetes, ropita, mantas, baberos, pañales, mamaderas o lo que pueda servirles a niños y bebes nos lo puedes traer a Miraflores o Surco (pedir por interno la dirección exacta). Para todos lo que estén interesados en ayudar nos mandan un inbox o nos dejan un correo para contactarlos. Miles de gracias.

Captura de pantalla 2014-06-17 a la(s) 23.41.17

Haciendo click en el enlace de BP, pueden acceder a su página y coordinar cómo dejar su donación, si así lo desean. ¡Ojalá ayudemos a calentar muchos pequeños-grandes corazones!

 

 

 

Un comentario en “¡Buongiourno, corazoncitos!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *