¿Cómo saber si una montura es adecuada para un niño?

Desde niña, soy miope de atar. Nadie lo nota porque, je, me operaron hace 10 años y sigo como nueva. Sin embargo, la miopía es tradición familiar por el lado Salazar y como Raúl también tiene su tantito, creo que mi pobre Cristina es candidata casi fija a no ver sin sus lentecitos.

Por eso, cuando paso por alguna óptica, me fijo siempre en los lentes para niños y, a la vez, me quedo pensando: ¿cómo evaluar si son los indicados? (en cuanto a monturas, me refiero). Y con Cristina, peor aún, si con las justas tiene nariz.

 

Entonces, ahora que tengo todavía un tiempo antes de que nazca mi segundo bebé, busqué información y la comparto con ustedes, si les ha tocado este problema o piensan que se avecina.

Factores a tomar en cuenta antes de comprar lentes para niños:

SEGURIDAD: Las monturas deben ser flexibles, seguras, y exentas de superficies y bordes afilados. Nada de deditos ni caritas cortadas.

safilo 2

CONFORT y FITTING: Las monturas deben ser ligeras, si no, acabarán hartando al niño y se las quitará al primer descuido. A la vez, tienen que ser estables para asegurar la efectividad de la corrección: puente inferior en la parte frontal y diseño especial de las varillas, con una curva horizontal.

RESISTENCIA: Las monturas deben ser lavables… las usarán niños :s

safilo 1

Hay una marca de monturas llamada Sáfilo, que ha sacado una linea de lentes para peques llamada KIDS BY SAFILO. Tiene monturas para niños de 0 a 8 años y lo interesante es que las han hecho en colaboración con la Sociedad Italiana de Oftalmología Pediátrica y la Sociedad Mundial de Oftalmología Pediátrica y Estrabismo. O sea, recontra validadas y se les ve lindísimo.

safilo

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *